Consigue un hogar seguro para los niños


Con la llegada de un niño a casa y, a medida que comienza a desplazarse de forma autónoma, los peligros del hogar se hacen cada vez más patentes, por lo que debemos tener en cuenta una serie de aspectos de cara a rebajar este índice de peligrosidad en nuestro hogar. Y es que, dado que será allí donde el niño pase la mayor parte del tiempo, no podemos dejar cabos sueltos al azar.

Entrada

  • Una correcta instalación de gas y eléctrica y su buena conservación con un diferencial en el caso de la red eléctrica y llaves de paso de seguridad en la instalación de gas
  • Un extintor accesible puede evitar un incendio en la vivienda, éstos requieren revisiones periódicas para comprobar su puesto a punto

Salón

  • Los calefactores eléctricos deben estar debidamente protegidos y contar con termostatos que desconecten la corriente eléctrica en caso de producirse temperaturas excesivamente altas
  • Evitar radiadores sin rejillas, que deberán de ser un material que no se caliente
  • Los enchufes eléctricos empotrados son los más adecuados. En cualquier caso, suponen siempre una fuente de peligro, por lo que es mejor protegerlos. El uso de los populares "ladrones" puede provocar el calentamiento de los claves, paso previo de gran parte de incendios
  • Las planchas son electrodomésticos especialmente peligrosos, razón que aconseja no dejarlas calientes ni al alcance de los niños

Cocina

  • Los niños no deben permanecer en el momento a la hora de preparar la comida
  • Prestar atención a las bombas de gas, su llave de paso debe estar cerrada cuando no se utilice
  • La estabilidad de los utensilios de cocina sobre el fuego es elemental. Ha de producirse que las asas y los mangos de las ollas y sartenes no estén al alcance de los niños
  • Lavadora y frigorífico deben estar conectados a enchufes con toma de tierra
  • Guardar los productos de limpieza bajo llave o a una altura inaccesible para los niños

Cuarto de baño

  • Los enchufes cercanos a las superficies húmedas y tuberías de agua son peligrosos
  • La colocación de una alfombrilla antideslizante y una barra lateral para agarrarse en la bañera evitará el riesgo de caídas
  • Dejar solo a un niño en la bañera llena de agua es una imprudencia. Para preparar el baño, es conveniente abrir el grifo de agua fría y, después, el agua caliente hasta obtener la temperatura adecuada
  • La mejor manera de evitar descargas eléctricas mientras se usa una maquinilla de afeitar o un secador es mantener el suelo seco, no permanecer descalzo y tener siempre una alfombrilla bajo los pies
  • Ni el cuarto de baño ni la cocina son lugares adecuados para guardar medicamentos, ya que la humedad y el calor pueden alterar su composición. El lugar que se elija, en función de las posibilidades de cada casa, deberá disponer de un armario con cerradura situado en alto

Dormitorio de los niños

  • Una protección adecuada en las ventanas, sobre todo en las habitaciones infantiles evita caídas al vacío. Otra medida complementaria es no poner muebles debajo de éstas
  • La ropa de la cama de los niños debe ser ligera. Si se usan litera es recomendable colocarlas lejos de las ventanas. La cama de arriba deberá disponer de una barandilla que impida caídas
  • La seguridad es otro factor a tener en cuenta en el momento de comprar juguetes
  • Si un hermano o hermana mayor ha sido educado/a en la prevención de los accidentes, podrá evitar una buena parte de ellos

Dormitorio principal

  • La cama es el lugar más peligroso de la vivienda para fumar
  • Los joyeros, que suelen contener pequeñas piezas y, los productos cosméticos, deberán mantenerse lejos del alcance de los niños
  • Una buena cuna es siempre amplia y sencilla, carente de adornos y rodajes superfluos. Los barrotes deberán tener una separación adecuada para que el pequeño no pueda introducir la cabeza en ellos

Terraza

  • Basta con una barandilla firme y de altura adecuada
  • Las barandillas de seguridad no sirven si junto a ellas se sitúan macetas, sillas, mesas o cajas
  • En las puertas de cristal conviene colocar algún adhesivo para que los niños lo vean

Escalera

  • La escalera es un lugar de paso y no de juego. Su iluminación deberá cuidarse para evitar posibles accidentes. También es recomendable que quienes la usen lo hagan con las manos desocupadas
  • El pasamanos más adecuado es el que lleve relieves intercalados para impedir deslizamientos. Una separación reducida entre los barrotes también es una medida aconsejable
  • La escalera y el hueco de la misma deben quedar libres de materiales inservibles
  • Cuando haya niños pequeños, es conveniente que los accesos a las escaleras estén protegidos con una puerta de seguridad

Comentarios