¿Cómo elegir el color perfecto para cada habitación?


Planificar la paleta de colores que queremos en nuestro hogar es una tarea muy importante y sencillísima si tenemos en cuenta el efecto que causa la combinación junto con un par de conocimientos básicos para así desarrollar nuestras propias ideas.

1. ¿Qué personalidad tendrá esta habitación?

En primer lugar, es necesario planificar qué sensaciones queremos transmitir en cada habitación, ciertos dan peso al entorno, mientras que otros causan una impresión más ligera.
A su vez, debemos tener en cuenta la psicología del color, en especial cuando se trata de la elección en los dormitorios. En Asidom sabemos cómo ayudarte y hemos hablado con los expertos para identificar qué transmite cada uno:

Colores cálidos

  • Rojo, es el color de la pasión, el instinto, despierta el apetito. El rojo simboliza fuego, actividad, impulso y acción. Es el color del movimiento y la vitalidad. Se le considera con una personalidad extrovertida, que tiene un temperamento vital, ambiciosos y se deja llevar por la labor más que por la reflexión. Está ligado al principio de la vida

  • Naranja, el color de las emociones, la creatividad y la alegría. Simboliza entusiasmo, incandescencia, euforia y actúa para facilitar la digestión. Posee fuerza activa, radiante y expansiva. Tiene un carácter acogedor, cálido, estimulante y una cualidad dinámica muy positiva. Es ideal para utilizar en un cuarto de juegos o, incluso, en el comedor, ya que reaviva el estado de ánimo para la convivencia
  • Amarillo, es el color de la voluntad, de la acción y el poder. Simboliza arrogancia, oro, fuerza y, una vez más, estímulo. También está relacionado con la envidia, la cobardía y la traición. Se le considera estimulante de los centros nerviosos, ya que facilita la concentración y la atención. Es el color más expansivo y luminoso

Colores fríos

  • Verde, es el color de la vida, las plantas y la salud. También significa amor incondicional y del servicio a los demás. Simboliza equilibrio, no sólo porque se encuentra justo en medio de la escalada de colores, sino porque está compuesto por un color cálido (amarillo) y otro frío (azul). Se recomienda utilizarlo en espacios donde desees desarrollar un ambiente natural de frescura, quizá en una sala de estar
  • Azul, es un color de muy alta vibración que nos aporta una gran profundidad intelectual. Se le asocia con personalidades centradas en su vida interior, además de la introspección, los sueños e ideales. Un color muy agradable a la vista, ya que se encuentra en grandes cantidades en la naturaleza, por lo tanto, se le puede ocupar para generar un efecto calmante y libre de presiones
  • Magenta, se produce bajo la combinación del rojo y el azul, por lo que posee ambas cualidades de una manera equilibrada y positiva, es decir, es un color visionario que suscita a la imaginación, la creatividad y nos ayuda a concretar proyectos. En tonalidades más oscuras se le asocia con la lucidez, así como con la experiencia y la dignidad. Es un color místico, profundo, melancólico y rígido. Su delicadeza ejerce una acción sedante, pero con los pies en el suelo

Colores neutros

  • Blanco, es trascendente y de dimensiones superiores, ofrece la idea de pureza, inocencia y modestia, además es símbolo de lo absoluto, la unidad, la paz y la redención. Es el único color que, combinando con otros, los potencia y brinda un efecto positivo
  • Negro, es la ausencia de color y la luz. Simboliza el silencio, el misterio y la maldad. En tonalidades brillantes sugiere un efecto de elegancia y nobleza
  • Gris, simboliza la indecisión, la melancolía y la alegría, lo bueno y lo malo, expresa duda e inseguridad. En tonalidades metálicas, se convierte en un color frío que da la sensación de brillo y lujo

2. Tener en cuenta el color del mobiliario

Suele ser una de las decisiones más complicadas de tomar en lo que se refiere a cambiar la decoración de cualquier habitación. La clave se encuentra en tener en cuenta el color de los accesorios, suelos, muebles y ventanas, así como adaptar los colores a su función.
El mobiliario no necesariamente debe ser monocromático, pero si lo colocas en una habitación que contenga las paredes pintadas con un color de la misma familia, hará que los colores se mezclen de la mejor forma.

3. La luz

Cabe destacar que los colores claros reflejan la luz y amplían los ambientes, mientras que los oscuros la absorben.

4. ¿Cómo combinar paletas de color?

Existen muchísimas combinaciones de colores, lo ideal es elegir según nuestro gusto y los que más cómodos nos hagan sentir. Para que la tarea sea fácil, queremos contarte algunas ideas de decoración y la descripción de diferentes paletas de color:
  • Paleta de color monocromático, consiste en usar diferentes tonos de un mismo color, utilizando el tono más claro en la superficie más amplia. Es una apuesta segura para conseguir un ambiente sereno y transmitir una sensación de unidad
  • Paleta de color complementaria y análogo, los complementarios son colores opuestos en la rueda de color y se encargan de crear un efecto llamativo. Los análogos son colores cercanos en la rueda de color y crean un efecto armonioso
  • Colores acromáticos, son combinaciones de blanco, negro y gris

Comentarios