5 Beneficios de las uvas para tener una salud de hierro


La uva constituye uno de los tres pilares de tríada mediterránea y, por lo tanto, es un alimento básico junto con el trigo y el aceite de oliva. Ofrecen una combinación de dulzura y textura, su sabor agridulce les han proporcionado cierta fama y, a pesar de su pequeño tamaño, ofrecen diversas propiedades muy beneficiosas para nuestra salud.

Es una fruta con pocas calorías y alto contenido de agua y nutrientes esenciales, por lo que se considera un hidratante natural.

Antioxidante natural

El valor de la uva para la salud de debe, en gran parte, a la presencia de sustancias bioactivas que son responsables de su color, aroma y textura característicos y, además, reconocidas por numerosos trabajos científicos en su lucha contra los agentes externos.
Las uvas con un popular antioxidante gracias a sus compuestos fenólicos: antocianinas, taninos y flavonoides, cuya función principal es combatir microbios, alergias y cualquier ataque externo. A decir verdad, las antocianinas y el resto de antioxidantes presentes en las uvas tienen propiedades similares que, en conjunto, se potencian.
Se debe tener en cuenta que la mayor cantidad de antioxidantes en las uvas se encuentra presente en la semilla y la cáscara.



Enfermedades del corazón

Una investigación dirigida por la Universidad de Georgia encuentra en el resveratrol presente en las uvas ha demostrado la capacidad de mejorar la dilatación de los vasos sanguíneos, lo que puede permitir que la sangre fluya con más facilidad por ellos.
A su vez, el flavonoide quercetina actúa como un antinflamatorio natural que parece reducir el riesgo de padecer aterosclerosis enfermedades cardiovasculares (ECV) mediante la prevención de la acumulación de plaquetas y la reducción de la presión arterial a través de estos mecanismos.



Efecto diurético

El mismo estudio a manos de la Universidad de Georgia demostró que este mismo compuesto, el resveratrol, trabaja en el cuerpo de dos maneras para contribuir significativamente a la pérdida de peso:
  • Reduce la capacidad de las células para almacenar grasa en un 130%
  • Provoca que las células de grasa se desintegren un 246% más rápido

Mejor salud digestiva

Debido a que posee un rico contenido en fibra, actúa como laxante natural. Además, la uva blanca posee la capacidad de tonificar los músculos de los intestinos y el estómago, potenciando una mejor digestión.


Fuente de azúcares

Para todos aquellos que necesiten energía extra: estudiantes, deportistas, personas con bajos niveles de azúcar en sangre... Supone una fuente de azúcares y carbohidratos.


Contraindicaciones de las uvas

Las uvas con muy seguras para la mayoría de las personas. Debido a su efecto laxante, comerlas en exceso puede provocar diarrea, y algunas personas pueden sufrir reacciones alérgicas a ciertos compuestos de esta fruta. Algunas de estas reacciones pueden incluir dolor estomacal, indigestión, tos, boca seca, dolor de cabeza...
Algunos medicamentos pueden inferir con sus compuestos, como son aquellos asimilados por el hígado. Tomar estos fármacos y uvas simultáneamente puede reducir sus efectos.

Comentarios